sábado, 29 de abril de 2017

San Juan de la Cruz

1. CANTICO ESPIRITUAL (CA) (Fragmento)

Canciones entre el alma y el Esposo

Esposa

1. ¿Adónde te escondiste,
Amado, y me dejaste con gemido?
Como el ciervo huiste,
habiéndome herido;
salí tras ti clamando, y eras ido.

2. Pastores, los que fuerdes
allá por las majadas al otero:
si por ventura vierdes
aquel que yo más quiero,
decidle que adolezco, peno y muero.

3. Buscando mis amores,
iré por esos montes y riberas;
ni cogeré las flores,
ni temeré las fieras,
y pasaré los fuertes y fronteras.

Pregunta a las criaturas

4. ¡Oh bosques y espesuras,
plantadas por la mano del Amado!
¡Oh prado de verduras,
de flores esmaltado!
Decid si por vosotros ha pasado.

Respuesta de las criaturas

5. Mil gracias derramando
pasó por estos Sotos con presura,
e, yéndolos mirando,
con sola su figura
vestidos los dejó de su hermosura.

sábado, 22 de abril de 2017

Si muero hoy

Si me muero hoy
sin decirte que te quiero
no tendría perdón
ni hallaría consuelo.

¿Por qué a veces escondemos
con temor los sentimientos
aún a costa de saber
la finitud de este proceso?

Si me muero hoy
y descubres cuanto he hecho
no le asignes un valor
sólo hago lo que debo.

¿Por qué a veces valoramos
las acciones de los muertos
desconociendo los motivos,
la pasión que han puesto?

Si me muero hoy
y encuentras un secreto
es que nunca se conoce
en lo profundo al sujeto.

¿Por qué a veces suponemos
que por estar a nuestro lado
no hay doblez ni nada oculto
todo queda al descubierto?

Si me muero hoy
y no me entiendes ni yo te entiendo
apelemos al amor
que derriba el aislamiento.

¿Por qué a veces confrontamos
unos con otros con ensañamiento
invocando en derredor
lo que causa sufrimiento?

Si me muero hoy
y abandono rauda este cuerpo
no llores porque no estoy
a tu lado yo me quedo.


Victorina Rivera Rúa

2012

sábado, 15 de abril de 2017

Viernes Santo 2017

               Hace ya (casi) dos mil años vino un hombre que en sólo tres años cambió la historia. No fue rey, no fue guerrero, no fue emperador. Fue un hombre simple, humilde. Su mensaje fue una revolución: hay un sola Ley, la ley del Amor. No ya escrita en  piedra sino inscrita en el hombre, en su corazón.

               Lo siguieron multitudes, realizó prodigios, milagros, a los muertos revivió. Se compadeció del pobre, del perseguido, de los enfermos, de las viudas, de los niños . . . se compadeció.

               Supo su destino (trágico): el abandono, la ignominia, los castigos, la cruz, la soledad . . . la Pasión. Lo supo pero no cambió su mensaje, no cambió sus actitudes, sus palabras. Se entregó paciente, con entereza, con grandeza, la grandeza mayor: DAR LA VIDA hasta la última molécula, POR AMOR.

               Fueron sólo tres años de vida pública, tres años que cambiaron la historia, la medición del tiempo, la conformación del calendario. Fue humilde y paciente, pero no un pusilánime. Fue pacífico y magnánimo, pero no tibio de corazón. Vino a arrancarnos de la zona de confort, a rescatarnos de las garras del odio, de la violencia, de la muerte eterna, de la tibieza de corazón.

               Hoy, a (casi) dos mil años, el mundo parece haberlo olvidado, y el hombre esparce la muerte teñida de violencia, de guerra, de hambre, de destrucción de la naturaleza y tantos males que acechan hoy.

               ¿Quién volverá el rostro a este siervo paciente? ¿Quién dejará a su corazón conmoverse con un mensaje de amor? ¿Quién osará dejar caer las vendas que nos ciegan y nos hacen creer que el amor es sólo sexo o un sentimiento barato, que es la foto en la publicidad en el mercado? La ley del amor es para valientes, para osados, para quienes no desisten en la primera batalla, exige entrega, compromiso, paciencia, mirada elevada, y por sobre todas las cosas exige abrirnos al otro, al amor supremo: a Dios.

               En este viernes Santo invito a la reflexión y al mayor de los desafíos: construir un mundo con amor.


Victorina Rivera Rúa©


Viernes Santo, 14 de Abril de 2017

martes, 20 de diciembre de 2016

Fiestas 2016



   Que la paz, el amor y la armonía sean hoy puntapié para iniciar una nueva vida, con la certeza de que esta vida es única y que lo que perdura y deja huellas para construir un mañana mejor es el amor y la pasión que hayamos puesto en cada momento.

   Muy Feliz Navidad y el mejor de los años para este 2017 que se acerca.


                                                                                                         Victorina




Foto: JIR Pesebre viviente en el pequeño Cottolengo Don Orione. Gral Lagos.

sábado, 3 de septiembre de 2016

Tarde Radiante (fragmento)

Es el agua ondulante
que corre
de un plata celeste
reflejo del cielo.

Unos sauces
que emergen del suelo
de un verde brillante
contraste perfecto.

Dos gaviotas
sus alas al viento
en un día radiante
graznidos en vuelo.

Y una niña
que corre y que juega
disfruta el silencio
cumplido el deseo.

. . .


Victorina

Septiembre 2013

martes, 7 de junio de 2016

Paisaje (fragmento)

Cierra los ojos
e imagina un paisaje
de un profundo contraste
entre claros y oscuros.

Los claros son vida,
son cordura, alegría.
Perfumados de flores
irradian energía.



Victorina

Oct. 2012


Foto: VMRR

viernes, 29 de abril de 2016

Te amo, sí ¡Perdóname mi amor!...

Te amo, sí ¡Perdóname mi amor!
Pajarito que yerras tu camino, como tú, estoy cazada.
Cuando mi corazón se estremeció de dicha,
perdió su velo y se quedó desnudo.
Cúbrelo tú de piedad, ¡y perdóname mi amor!

Si no puedes amarme, ¡perdóname mi pena!
¡Pero no me mires así, desde tan lejos!
Me arrastraré callada  a mi rincón 
y me sentaré en la sombra, tapando con mis dos manos
la vergüenza desnuda. No me mires, no me mires,
¡y perdóname mi pena!

Si me amas, ¡perdóname mi alegría!
No te rías de mi descuido porque ves que mi corazón
se me va en este mar de ventura.
Cuando me siente yo en mi trono,
y reine sobre ti, tirana de mi amor;
cuando, como una diosa, yo te conceda mis favores,
sé tú indulgente con mi orgullo,
¡y perdóname mi alegría!


R. Tagore

viernes, 1 de abril de 2016

Subamos Juntos

Escalemos la montaña
dame la mano, no vuelvas hacia atrás.
Juntos las piedras treparemos,
atentos y unidos los precipicios vamos a sortear.

Es largo el camino recorrido,
llano y chato.
Han sido muchos los obstáculos.
Los días calurosos atenazaron nuestras mentes,
el sol ha quemado hasta nuestros sentimientos.

Subamos juntos la montaña,
dame la mano, no vuelvas hacia atrás.
Que en lo alto está lo bello,
se puede ver la inmensidad.
  

Victorina Rivera Rúa

miércoles, 27 de enero de 2016

Algo más de Tagore: Indulgencia del momento

   En esta entrada te comparto este maravilloso poema de R. Tagore, en primer lugar el original en inglés y debajo, con algún aporte mío, la traducción.
   ¡A disfrutarlo!


Moment's Indulgence

I ask for a moment's indulgence to sit by thy side. The works
that I have in hand I will finish afterwards.
Away from the sight of thy face my heart knows no rest nor respite,
and my work becomes an endless toil in a shoreless sea of toil.
Today the summer has come at my window with its sighs and murmurs; and
the bees are plying their minstrelsy at the court of the flowering grove.
Now it is time to sit quite, face to face with thee, and to sing
dedication of life in this silent and overflowing leisure.



Indulgencia del Momento

Pido la indulgencia de un momento para sentarme a tu lado. Las obras 
que tengo en mano  las terminaré después. 
Lejos de la vista de tu rostro mi corazón no conoce descanso ni tregua, 
y mi trabajo se convierte en una tarea sin fin en un mar interminable de tareas. 
Hoy el verano ha llegado a mi ventana con sus suspiros y murmullos; y 
las abejas  ejercen su juglaría en la corte de la arboleda florecida. 
Ahora es el momento de sentarme verdaderamente, cara a cara contigo, y cantar la
devoción de la vida en este ocio silencioso y desbordante.

Rabindranath Tagore